You are currently viewing ¿Podrán convencer los fabricantes a los pasajeros de volar con aviones de un solo piloto?

¿Podrán convencer los fabricantes a los pasajeros de volar con aviones de un solo piloto?

Decía Albert Einstein que “solo hay dos cosas infinitas, el universo y la estupidez humana, y no estoy muy seguro de la primera”.  El premio Nobel sintetiza en pocas palabras una verdad monumental: la estupidez con la que el ser humano se empeña en hacer cosas que simplemente el sentido común le indican que no debería hacerlo. Es decir, torpeza notable en comprender las cosas.

La RAE nos indica sinónimos, idiotez, tontería, imbecilidad, bobería, sandez, memez, necedad, simpleza, tontada, cojudez. Todo lo contrario de inteligencia, agudeza, perspicacia o sagacidad.

Pues bien, el señor Christian Scherer, el nuevo director ejecutivo de Airbus desde hace un escaso mes, se incorpora con sus opiniones a la definición de estupidez humana. Y no deja de sorprender de que se trate de un alto ejecutivo de Airbus recién llegado.

Scherer se ha manifestado en defensa de los vuelos con un solo piloto. Hasta aquí nada nuevo. Lo realmente preocupante es que se muestra más preocupado por la opinión pública que por la propia seguridad de la aviación.

Ahora resulta que, para los fabricantes de aviones como Airbus y Dassault, o incluso para algunas compañías aéreas, su principal tarea en el futuro cercano es convencer a los pasajeros de que los vuelos con un solo piloto les ofrecen ventajas. Esto se llama manipulación.

Está claro: como no han podido convencer a los profesionales de la aviación, ni siquiera a la Autoridad Aeronáutica EASA, ahora tratarán de contaminar la opinión pública con afirmaciones tan infundadas como que los vuelos con un solo piloto aumentan la seguridad, mejoran el descanso de los pilotos o que representan un salto tecnológico. Todo falso.

El único motivo real que tienen estos grupos de presión para proponer vuelos con un solo piloto es que tratan de mejorar sus resultados económicos (legítimo), reduciendo costes salariales, sin importarles para nada ni la seguridad de los vuelos, ni las cargas de trabajo que supondrían para los pilotos, ni por supuesto el bienestar de los pasajeros.

Las encuestas actuales sugieren que a los pasajeros no les entusiasma la idea de volar con un solo piloto por motivos obvios. Sin embargo, Scherer entiende que la aceptación y el apoyo de los pasajeros son tan cruciales como la aprobación reglamentaria.

El esfuerzo conjunto para convencer a los pasajeros de que un piloto es suficiente ha comenzado oficialmente, y la sociedad queda advertida.

Aunque EASA mantiene públicamente una postura reguladora crítica, entre bastidores se alinea estrechamente con los fabricantes. En ocasiones, la Agencia parece actuar como una rama defensora de Airbus en lugar de como un organismo independiente de control de la seguridad.

Prueba de esta alineación son los esfuerzos de la agencia por presionar a la OACI en apoyo de los vuelos de un solo piloto. Otro ejemplo claro en la que EASA se plantea cómo implantar el eMCO-SiPO (Extended Minimum Crew Operations-Single Pilot Operations), estableciendo una especie de hechos consumados, sin reflexionar sobre si realmente es necesario desde el punto de vista de la seguridad.

Las operaciones con tripulación mínima ampliada (eMCO) se definen como operaciones en las que hay períodos prolongados de la fase de crucero con un solo piloto a los mandos mientras el otro piloto(s) está(n) descansando.

Los pilotos y sus asociaciones profesionales tienen un importante papel que desempeñar, y en este en este sentido han lanzado iniciativas de sensibilización, dirigidas a los pasajeros y a los responsables políticos. ECA, ALPA e IFALPA están coordinando una campaña mundial: www.safetystartswith2.com.

Estas iniciativas serán cruciales para contrarrestar el acaudalado lobby de fabricantes y aerolíneas, cuestionar su falsa narrativa y seguir cuestionando la actitud de EASA . Al fin y al cabo, alguien tiene que salir en defensa de la seguridad aérea.

Enhorabuena Mr. Christian Scherer, en solo un mes ha alcanzado una fama probablemente inmerecida.

Fuente: aviaciondigital.com